Los fundamentos del equipo belga presentan algunas grietas, pero el seleccionador nacional Marc Wilmots no tenía previsto remodelar su defensa después de haber pedido a su carismático líder Vicent Kompany, que no entró en la lita por un desgarro muscular, y a Nicolas Lombaerts, también lesionado. Pero una dudosa actuación de su nueva pareja de centrales (Jason Denayer-Thomas Vermaelen) le hiceron cambiar de opinión. «Quiero que Toby Alderweireld lidere mi retaguardia», dijo el míster. Cuando anunció a sus 23 elegidos, Wilmots había aprovechado para aclarar que utilizaría a Jason Denayer, un zaguero sin demasiada experiencia, para reemplazar al veterano del Manchester City. Wilmots prioriza que los dos centrales de su once titular tengan un perfil variado, y por eso va a apostar por uno zurdo y otro diestro. Finalmente, Denayer partirá con bastante probablilidad en el lateral derecho.

LISTA23(M)A menos que una lesión de Vermaelen le obligue a cambiar de nuevo, Wilmots no utilizará en la parte central de su defensa a la pareja ‘spur’ Toby Alderweireld-Jan Vertonghen, que sin embargo se han consolidado en los últimos meses como una de las duplas más fiables y completas de la Premier League. ¿Y por qué no pueden prolongar su asociación al combinado nacional? Porque Bélgica no ha producido muchos laterales de calidad en los últimos cinco años. De esta manera, son los propios Alderweireld o Denayer y Vertonghen los que tienen más opciones de ubicarse en los dos costados de la zaga, dado que los tres también acumulan experiencia desenvolviéndose en esas posiciones. Alderweireld ya jugó ahí Brasil y mostró un rendimiento excelente, y aparte ha repartido tres asistencias como lateral durante la fase de clasificación para la presente Eurocopa. Por si acaso, Wilmots ha llamado a Thomes Meunier, del Brujas, y a Jordan Lukaku, el hermano de Romelu, para que se reivindiquen como reservas de garantías. Ambos, aun así, carecen de experiencia en la élite y todavía están un poco verdes en el apartado de la consistencia defensiva.

 

La línea de mediapuntas que presenta Bélgica es espectacular: Hazard por la izquierda, De Bruyne detrás del punta y Ferreira Carrasco -beneficiado por su gran temporada en el Atlético de Madrid- por la derecha

 

Desde que Wilmots se hizo cargo del equipo en 2012, rara vez se ha movido de su sistema predilecto, el 4-2-3-1. De hecho, el propio grupo de futbolistas también sigue siendo más o menos el mismo que alcanzó los cuartos de final del último Mundial, que fue la primera experiencia del entrenador en un gran torneo. El jugador de la Roma Radja Nainggolan, que sorprendentemente no estuvo entre los seleccionados para la cita brasileña de 2014, es la única novedad en el centro del campo de Bélgica. Su entrada le puede ofrecer al equipo dinamismo y una alternativa para marcar goles desde larga distancia. Dado que Bélgica ha sido criticada en los últimos tiempos por la lentitud de sus pases, Wilmots ha hecho algunos retoques. Ha trasladado, por ejemplo, a Kevin De Bruyne a la mediapunta, fórmula que lleva utilizando desde el pasado mes de octubre. Aunque el futbolista ‘sky blue’ ya venía siendo el que tiraba más constantemente del equipo nacional, este cambio lo ha convertido en un actor todavía más decisivo.

PERFIL(M)Eden Hazard, que será el capitán en Francia, tendrá más libertad en la izquierda, aunque el conjunto ha dejado de construirse en torno a su figura. Wilmots espera que al menos la estrella del Chelsea le siga aportando chispazos adicionales después de su frustrante temporada. Por otra parte, Yannick Carrasco, que este curso sí ha mostrado su talento en el Atlético, arrancará desde la derecha.

Lukaku iniciará el torneo como delantero centro indiscutible, aunque luego tendrá que defender su privilegiada situación rindiendo sobre el terreno de juego. Con Christian Benteke, Divock Origi y Michy Batshuayi, Wilmots podrá mirar con seguridad hacia el banquillo cuando considere que la punta de su ataque necesita alguna modificación. Hay que tener en cuenta, además, que esta selección de Bélgica le pide a sus arietes que actúen más como pivotes que como goleadores, algo que se entiende rápido cuando se descubre que Marouane Fellaini sigue siendo el máximo anotador de esta generación dorada.

ONCE PROBABLE_

Irlanda

LA SORPRESA_

Este podría ser el torneo de Yannick Carrasco. Es verdad que Eden Hazard tendrá muchas ganas de recuperar su mejor estado, y que Kevin De Bruyne ha demostrado en pocas semanas de lo que es capaz en el Manchester City. Pero Carrasco se desmarca como factor sorpresa de esta selección, más teniendo en cuenta su excelente rendimiento en la última versión del Atlético del ‘Cholo’. El ex del Mónaco no es un atacante al uso: pese a ser bastante alto, destaca por su capacidad técnica y por sus acelerones constantes, que a menudo le permiten marcar la diferencia. Enésimo alumno ejemplar de Simeone, sabe abrir el campo y generar oportunidades para que luego las aprovechen sus compañeros.

LA DECEPCIÓN_

Este verano será un punto de inflexión para Marc Wilmots. Todo el mundo lleva mucho tiempo esperando que estalle de una vez por todas el talento de esta generación de oro. El equipo ganó experiencia en Brasil, su último gran torneo. Pero la prensa belga tiene la sensación de que Wilmots, sin embargo, sigue acusando mucho su falta de experiencia como entrenador de élite (aparte de su tarea al frente del combinado nacional, solo suma un corto periplo por el Schalke 04 y un sonoro fracaso en el STVV). Pese a que se le reconoce el haber sabido crear una buena atmósfera en el vestuario, las voces críticas cuestionan sus habilidades tácticas y la calidad de sus sesiones de entrenamiento. En definitiva: si Bélgica no da un paso adelante en esta Euro, su nombre será el primer en ser tachado.

LAS EXPECTATIVAS_

Todos esperan que esta selección belga mejore el resultado del Mundial de Brasil, donde llegó hasta los cuartos. Así que, como mínimo, debería exigirse que alcanzase las semifinales.

Kristof Terreur | | Het Laatste Nieuws

 


Este artículo forma parte de la red de medios que ha coordinado el diario inglés The Guardian de cara a la Euro2016. Se trata de una cooperación entre 24 de los mejores diarios y revistas de los países presentes este verano en Francia. Panenka es la cabecera escogida como representante de esa asociación en España.
mockup_portada_home_Panenka#53 copia

logo euro16 panenkapq