En 1971, Victoria Hernández se convirtió en la primera futbolista española que firmó un contrato profesional en nuestro país. Fue un 2 de agosto cuando el club madrileño Olímpico de Villaverde fichó a Victoria, marcando una fecha clave en el devenir del fútbol femenino español. Por ello, Victoria Hernández es más que una exfutbolista cualquiera, es una pionera y referente del balompié nacional. Con el número ‘10’ a la espalda marcó el camino para que hoy, medio siglo después, jugadoras como Aitana Bonmatí, Esther González, Misa Rodríguez, Laia Aleixandri o Sheila García puedan dedicarse profesionalmente al fútbol en España.

Y a las puertas de una nueva Eurocopa, que arranca el próximo 6 de julio en Inglaterra, mirar al pasado, a momentos decisivos para el cambio, como es el del contrato de Victoria, sirve para entender dónde puede llegar en el futuro el fútbol femenino español, que se encuentra en uno de los mejores momentos de su historia. Ahora que la ‘Roja’ aspira a todo, ahora que todos los focos están puestos sobre ellas, ahora que hacer realidad los sueños está más al alcance que nunca, historias como la de Victoria Hernández son inspiradoras para seguir luchando por los objetivos.

De Victoria Hernández al patrocinio de Cervezas Victoria a la selección han pasado casi 50 años, pero la esencia de apoyo al fútbol femenino se mantiene, como se muestra en el nuevo spot que ha lanzado la marca, dedicado a la pionera. “Con esta campaña queremos brindar todo nuestro apoyo al equipo y agradecer a Victoria Hernández que hoy nos acompañe en un momento tan especial para la marca”, explica José Villalobos, brand manager de la cervecera malagueña.

La realidad del fútbol femenino actual es la que es gracias a personas como Victoria Hernández, que han allanado el camino de las jugadoras del presente y futuro.