Abanderar las ilusiones de todo un país en la primera aparición en cualquier sitio es complicado. Y si es en una Copa del Mundo, todavía lo es más. Aun así, esta nueva generación de futbolistas que en Rusia saborearán por primera vez un Mundial anda sobradamente preparada para demostrar todo el fútbol que lleva dentro.

A continuación, os exponemos una selección de los mejores futbolistas que se presentarán por primera vez en una Copa del Mundo. 15 figuras que aspiran a escribir gran parte de la historia que se acontecerá en Rusia este verano.

Mohamed Salah | Liverpool (ING) | 57 internacionalidades

‘Mo’ es la esperanza egipcia para la Copa del Mundo. Después de enamorar a toda Europa con una temporada superlativa, Salah sufrió una lesión en su hombro izquierdo que puso el corazón en un puño a todos sus compatriotas que tenían la mente puesta en la cita mundialista. Finalmente, y en tiempo récord, el jugador del Liverpool apresuró su recuperación en España y será de la partida en Rusia para realizar un buen papel en el tercer Mundial al que logra clasificarse Egipto, tras Italia’34 e Italia’90.

Indiscutiblemente, es el jugador más destacado de su combinado nacional, y si Egipto desea clasificarse para los cruces -además de un gran trabajo defensivo- necesita la mejor versión del atacante del Liverpool para conseguir esa verticalidad extrema tan característica del fútbol de Héctor Cúper.

Aleksandr Golovin | CSKA Moscú (RUS) | 19 internacionalidades

El Mundial va a ser su escaparate de lujo. Este mediocentro de tan solo 22 años ha llamado la atención de más de un gran club europeo durante esta temporada con su talento desplegado en el CSKA de Moscú. Rápido, habilidoso, con un gran descaro y capacidad de encarar en el uno contra uno, además de un gran golpeo desde media y larga distancia, va a ser -presumiblemente- uno de los fijos en las alineaciones rusas en la competición.

Golovin comprobará qué es ser debutante en un Mundial ante el público de su propio país. Un nombre que, seguro, protagonizará gran parte de los análisis de la selección rusa.

Iago Aspas | Celta de Vigo (ESP) | 9 internacionalidades

En una delantera discutidísima, el de Moaña tendrá que esforzarse al máximo para despejar la incógnita de Julen Lopetegui y despejar las dudas que rodean al eje de ataque que tendrá España en el Mundial. Presumiblemente,  Aspas debutará en las citas mundialistas como referencia atacante de un equipo que siempre ha gozado de grandes delanteros. Un punta de los de patio de colegio, con el ataque al espacio, el olfato y la pillería de quien sabe que la insistencia es el primer paso hacia el éxito.

Más que preparado para hacer frente al reto de abanderar el gol de una firme candidata al título, Aspas vive, tal vez, el que sea el mejor momento de su carrera futbolística.

Bernardo Silva | Manchester City (ING) | 24 internacionalidades

Pese a no tener un gran inicio de temporada en el Manchester City de Guardiola, Bernardo Silva ha acabado como un tiro la campaña en el conjunto skyblue. De la mano de Cristiano Ronaldo, Gonçalo Guedes y André Silva, conforman el eje de ataque de una selección portuguesa que se sacudió de encima todos los complejos al ganar su primer título a nivel de selecciones en la Eurocopa de Francia de 2016.

En un equipo más completo que aquel que sorprendió a todo el mundo hace dos años, y con la ayuda de un buen grupo de jugadores, Silva amenazará a las defensas rivales para llevar a Portugal a levantar su primera Copa del Mundo.

Ousmane Dembélé | FC Barcelona (ESP) | 10 internacionalidades

Un futbolista venido del futuro. Su desborde, lectura del juego con máxima verticalidad y buena sintonía de cara al gol, alimenta las esperanzas del combinado de Didier Deschamps. Lo ha demostrado en la preparación previa al campeonato con su selección, cuando va con Francia cambia el chip. Con un físico privilegiado, Dembélé formará, junto con Mbappé y Griezmann, uno de los ejes de ataque más completos de todo el Mundial. Un combinado impredecible, capaz de demostrar lo mejor y lo peor, cuya candidatura al título está más que presente encima de la mesa.

Paolo Guerrero | Flamengo (BRA) | 87 internacionalidades

La muestra de que aferrarse a un clavo ardiendo, cuando estás ante la oportunidad de aprovechar una situación única, es la mejor opción. El delantero peruano, a sus 34 años, comandará las aspiraciones de un combinado que hace 36 años que no disfruta del sabor de un Mundial. Polémica incluida, Guerrero ha tenido que pelear hasta al final para zafarse de una sanción por dopaje que le hubiera impedido ser parte de la convocatoria. Tal vez por su edad, tal vez por la oportunidad única de llevar a su país a hacer un gran papel en Rusia, o tal vez por la suma de estos dos factores, Guerrero –en el ocaso de su carrera- capitaneará el gol peruano en este verano cargado de emociones futbolísticas.

Paulo Dybala | Juventus (ITA) | 12 internacionalidades

“Choca en la cancha con Leo”. Así ha definido su seleccionador, Jorge Sampaoli, el principal problema que tiene ‘la joya’ en su selección. Se le cataloga a menudo como una apuesta de futuro, pero inevitablemente debemos hablar del presente. Es un jugador más que desequilibrante en su equipo, la Juventus, y, en un país que vive tanto el fútbol como Argentina, saben de la importancia que esto puede tener en las aspiraciones de la albiceleste en Rusia.

Andrej Kramarić | 1899 Hoffenheim (ALE) | 30 internacionalidades

Ha hecho saltar todas las alarmas en sus rivales de la fase de grupos. El atacante croata, después de hacer una muy buena carrera de clasificación al Mundial, es ya una de las piezas más asentadas de los esquemas de Zlatko Dalic para Croacia. En una delantera llena de alternativas, Kramarić es el máximo realizador del combinado en materia de clubes, con 13 dianas en el 1899 Hoffenheim durante esta temporada. Sin duda, una de las grandes bazas de esta selección, eterna candidata a revolucionar cada campeonato en el que juega –por la calidad de sus jugadores- pero que no acaba de arrancar en los últimos años.

Philippe Coutinho | FC Barcelona (ESP) | 35 internacionalidades

Después de protagonizar uno de los culebrones más llamativos de los últimos años en cuestión de fichajes, Philippe Coutinho no ha tardado prácticamente nada en hacerse al dibujo de un FC Barcelona que busca de todas las maneras adaptar su esquema a la era post-Iniesta.

Es de esos jugadores a los que se les nota que disfrutan haciéndolo pasar bien a los demás encima de un campo de fútbol, obedeciendo al principio kantiano de “el arte por el arte”. Coutinho y su forma de jugar -plástica hasta el máximo exponente- se pondrá por primera vez delante de los objetivos de las cámaras mundialistas para sumar una estrella más al escudo de la Canarinha.

Denis Zakaria | B. Mönchengladbach (ALE) | 9 internacionalidades

Una roca de tan solo 21 años. Haciendo valer su poderío físico en la sala de máquinas, Zakaria es una de las caras destacadas de una selección suiza que ya sabe lo que es poner las cosas difíciles a selecciones grandes en un Mundial. Como pivote defensivo, resulta casi insultante la superioridad física que tiene con respecto a sus rivales siendo tan joven. Como iniciador de juego, es frecuente verle aprovechando su buen golpeo de balón para realizar desplazamientos en largo a las espaldas de las defensas contrarias; concepto que ha ido mejorando en los últimos años por su experiencia en el fútbol alemán, de la mano de su equipo, el Borussia Mönchengladbach.

Hirving Lozano | PSV Eindhoven (HOL) | 26 internacionalidades

El último eslabón de esa saga de cracks que han utilizado la liga holandesa para introducir sus capacidades y explotar su habilidad en el fútbol europeo. Resulta casi imposible ver un partido del PSV o de la selección mexicana y no quedarse prendado de este jugador. Potrero pero sin dejar de tener clase, con mucha capacidad de asociarse con el equipo pero sin dejar de perder el instinto matador, el ‘Chucky’ afronta esta cita mundialista como una oportunidad de oro para demostrar al universo futbolístico todas las cualidades que, a día de hoy, le hacen ser una de las atracciones más fuertes del combinado tricolor.

Timo Werner | RB Leipzig (ALE) | 13 internacionalidades

La reinvención del concepto de nueve. Históricamente, los combinados alemanes contaban con un rol en el ataque guardado para ese delantero tosco, técnicamente limitado y estático, aunque sobradamente preparado para afrontar el deber de perforar porterías. Werner rompe con el estereotipo. Fruto de una de las mejores generaciones de futbolistas germanos de los últimos tiempos, aglutina condiciones de delantero de talla mundial. Polivalente, hábil en la lectura del pase y, sobre todo, obsesionado por el gol, estas son las características que le van a poner en el ojo del huracán de este mercado de fichajes veraniego.

Thomas Meunier | PSG (FRA) | 23 internacionalidades

De mediapunta a lateral. Thomas Meunier es uno de los jugadores que más ha tenido que adaptarse al nuevo sistema de Roberto Martínez para el combinado belga. Nuevo entre comillas. En realidad, es el mismo sistema con el que el técnico español cosechó éxitos en el Wigan, arrebatándole una FA Cup al Manchester City. Meunier partirá como carrilero derecho en ese 3-4-2-1, aprovechando por una parte esa habilidad en ataque que tiene de su pasado como trequartista y, por otra parte, su virtud defensiva a la hora de replegar que ha ido ganando con su reconversión al costado derecho de la zaga. Junto con Carrasco por la banda izquierda, tienen el papel de complementar la gran calidad que tiene Bélgica por el centro con jugadores del calibre de Hazard, De Bruyne o Dries Mertens.

Harry Kane | Tottenham (ING) | 24 internacionalidades

Estrenará capitanía en el Mundial de Rusia, hecho que, junto al pobre papel ofrecido por Inglaterra durante los últimos campeonatos de selecciones, debe motivar más, si cabe, a este monstruo del gol. Su historia como futbolista bien podría ser aprovechada por cualquier director de cine para basar un filme. De bien pequeño, Kane realizó pruebas de acceso en varias de las escuelas de fútbol más importantes del país, pero ninguna resultó positiva, ya que casi todos los departamentos de admisión de estos equipos argumentaron que sufría sobrepeso. Sin embargo, el Tottenham vio en él algo diferente, una calidad técnica innata, además de su idilio con el gol.

Tras su paso por equipos del fútbol inglés como el Leyton Orient, el Milwall, el Norwich City o el Leicester City, Kane se ganó un puesto en la plantilla de los Spurs en la temporada 2014-2015. Ese año explotó. El asombro de Europa era máximo al ver que ese joven que se había labrado tan a conciencia cada oportunidad que había recibido en su carrera se había materializado en un rotundo éxito. Hasta hoy, y desde ese primer gol que anotó contra el Hull City en octubre de 2013, el delantero ha anotado para su equipo 131 tantos en total. ¿Cuánto hubieran dado aquellos que lo rechazaron para sus canteras, con tal de haber recogido tales datos goleadores?

Sadio Mané | Liverpool (ING) | 51 internacionalidades

Con 26 años y después de realizar una campaña estratosférica al lado de Mohamed Salah y Roberto Firmino, por los hombros de este senegalés pasa cualquier esperanza de su país de poder acceder a las rondas eliminatorias y dejar atrás a dos rivales en el grupo H. Sin duda, la gran amenaza de este equipo; muy físico pero, tal vez algo falto de calidad.