Mientras la gran mayoría desea enfrentamientos en el Mundial entre las mejores selecciones, existe una minoría que espera con ansia duelos tipo: Marruecos-Irán, Australia-Perú, Panamá-Túnez o Islandia-Nigeria. Bendita minoría. Es evidente que todos los focos están puestos en los futbolistas que ocupan el primer escalón mundial, pero este escenario también será todo un escaparate para aquellos jugadores de segundo nivel en busca de un gran contrato. Por eso mismo, hemos elaborado una lista con algunos futbolistas que podrían hacer un gran Mundial lejos de los focos; les iremos siguiendo la pista a lo largo del torneo.

Ramadan Sobhi (Egipto; 21 años, Huddersfield Town)

Salah acapara todos los focos en el juego de Egipto, como es lógico, pero Sobhi será su compañero en la banda contraria. Tras una pésima temporada del Stoke, que ha terminado en Championship, el extremo es de lo poco interesante que ha dejado este año. De ahí que el Huddersfield no haya esperado al inicio del Mundial para llevárselo, tan solo han pagado seis millones por él. Sobhi es un extremo puro, ese que pide el balón y que busca el regate constante al lateral. Es habilidoso y rápido, aunque a veces se pierde demasiado con el balón. Quiere hacer más de lo que debería. Aun así, tras Salah y Elneny, es el futbolista más diferencial de Egipto.

Nahitan Nández (Uruguay; 22 años, Boca Juniors)

La nueva generación de futbolistas uruguayos tiene una pinta magnífica. Nández es, junto a Maxi Gómez, De Arrascaeta, Betancur, Torreira, Giménez, Varela o Vecino, el relevo a unos jugadores que ya son historia del fútbol uruguayo. No se habla demasiado de él, otros tienen más nombre, pero es un fijo para Tabárez en la banda derecha. Además de ser el clásico jugador charrúa que se entrega en cada balón, sabe llegar bien a portería rival y tiene bastante gol en sus botas. Ya ha demostrado en Peñarol y Boca que se maneja genial en ataque. Lo tiene todo para romper en el Mundial con Uruguay.

Romain Saiss (Marruecos; 28 años, Wolverhampton)

La temporada de Saiss no ha podido ser más redonda; ha sido fundamental en la vuelta del Wolves a la Premier y jugará el Mundial con Marruecos. Saiss ha sido el pivote defensivo de Nuno en Championship, el acompañante idóneo para Rubén Neves. Pero Hervé Renard no utiliza a Saiss en el medio, hace que sea la pareja de Benatia en el centro de la defensa. El futbolista del Wolves físicamente es imponente, mide 1,90m, y además técnicamente se defiende bien; puede hacer una buena pareja junto a Benatia. A sus 28 años le llega en su mejor momento este Mundial, si hace un gran torneo podría llamar la atención de algún club importante de la Premier.

Alireza Jahanbakhsh (Irán; 24 años, AZ)

A sus 24 años el extremo iraní se ha convertido en uno de los futbolistas con más cartel de la Eredivisie, por algo ha sido el máximo goleador de liga con 21 goles. Lo sorprendente es que Jahanbakhsh no es un nueve, es un futbolista de banda con mucho gol y hábil ante los defensas rivales. Queiroz también lo utiliza en banda derecha, misma posición que en el AZ, y de su inspiración en ataque junto a Azmoun depende la selección iraní. Irán se ha caracterizado en los últimos años por tener una defensa que concede muy pocos goles, y ahora posee con Jahanbakhsh un gran jugador de ataque. Si realiza un buen Mundial, bien podría dar el salto a un club de mayor nivel europeo. De hecho ya suena para más de uno.

Christian Cueva (Perú; 26 años, Sao Paulo)

Cueva es una delicia de jugador en el aspecto técnico, maneja muchos registros y se siente muy seguro con el balón en sus pies. Gareca lo utiliza con Perú por detrás de Guerrero, será quien le filtre balones y además finalice las jugadas llegando desde segunda línea. Juega con libertad en ataque, ya que está protegido por Yotún y Renato Tapia, y eso hace que puede arriesgar en sus pases. Lleva varias temporadas demostrando su categoría en Sao Paulo y a su mejor nivel es un futbolista para jugar en Europa, ya pasó por el Rayo Vallecano hace cuatro años pero con más pena que gloria.

Yussuf Poulsen (Dinamarca; 23 años, RB Leipzig)

Posiblemente este sea uno de los más conocidos de la lista, por algo juega en uno de los equipos punteros de Alemania y viene de estrenarse en la Champions. Poulsen es un jugador que físicamente impone gracias a su más de metro noventa, pese a esta envergadura es rápido y potente. Puede actuar tanto de delantero como en banda, aunque es esta segunda posición en la que más minutos disputa con Dinamarca. Esta temporada ha perdido el puesto como titular en el RB Leipzig, quizá su gran déficit sean sus bajas cifras goleadoras. Podría hacer más goles de los que hace. No sería extraño que le llegaran ofertas tras el mes de julio, será titular en banda.

Wilfred Ndidi (Nigeria; 21 años, Leicester)

No tuvo una llegada sencilla al Leicester, los foxes pagaron casi 18 kilos por él y se le puso la etiqueta del nuevo Kanté. Las expectativas estaban muy altas. Ndidi lo ha jugado prácticamente todo, es un medio que ocupa mucho campo y al que no le quema el balón en los pies. Tiene ante Argentina y Croacia el escaparate idóneo para brillar ante dos selecciones de gran cartel. Junto a Obi Mikel deberá sostener a un equipo que es puro vértigo en ataque. Que no engañe su físico, Ndidi tiene más clase de la que puede parecer a primera vista. En gran medida, de su rendimiento depende Nigeria

Luka Jovic (Serbia; 20 años, Eintracht Frankfurt)

El joven delantero serbio, en teoría, no contará con demasiados minutos en el Mundial. El titular será Mitrovic y la segunda bala debería ser Prijovic, pero su gran temporada con el Eintracht aumentan sus posibilidades en el torneo. Jovic es un delantero muy interesante, ha anotado ocho tantos en la Bundesliga en tan solo nueve titularidades. Sus derechos pertenecen al Benfica y no sería raro que se empezaran a plantear de manera seria su incorporación directa al primer equipo. Jovic es el clásico delantero de área, al que le cae cualquier balón y lo manda a guardar. Apuntad su nombre porque llegará lejos en los próximos años.

Emil Forsberg (Suecia; 26 años, RB Leipzig)

Segundo futbolista del RB Leipzig que hemos incluido en esta lista. Tras la ausencia de Ibrahimovic, Forsberg es el jugador más diferencial de los que acuden a Rusia. Si bien es cierto que su temporada ha sido algo decepcionante, en Suecia es el capitán general del ataque. Desde su banda izquierda llegará casi todo el peligro y nutrirá de balones a Berg y Toivonen. Forsberg lo tiene absolutamente todo para salirse en este torneo, es un jugador que combina velocidad con buenas cifras goleadoras, le encanta partir desde su banda izquierda a pierna cambiada. En el clasificatorio ya anotó cuatro goles, llega en una edad idónea.

Hwang Hee-Chan (Corea del Sur; 22 años, RB Salzburg)

Pocos han destacado más en la Europa League que Hwang y su Salzburg. A sus 22 años el futbolista surcoreano se ha hecho ya un nombre en Europa, aunque lleva ya unas cuantas temporadas en Austria. Hwang no es el típico futbolista asiático al que le falta sangre, pelea cada balón tanto en faceta ofensiva como defensiva. Además, posee buen regate y gol. Lo tiene absolutamente todo para hacer un notable Mundial. Y, junto a Son, son las dos armas con las que cuenta Corea. Si hace un gran torneo, tras su magnífica Europa League, se van a colapsar las llamadas en Salzburgo.

Thorgan Hazard (Bélgica; 25 años, M’Gladbach)

Qué bueno es Thorgan y qué poco se parece a su hermano Eden. Mientras el futbolistas del Chelsea es pura conducción y regate, Thorgan es más vertical y goleador. El jugador del M’Gladbach lleva varias temporadas a gran nivel en Alemania, pero en esta última ha anotado diez goles en Bundesliga siendo su mejor registro desde que llegara en 2014. La competencia en Bélgica es brutal, lo tendrá difícil para arañarles minutos a Carrasco, Mertens, Meunier o a su propio hermano. Roberto Martínez tendrá disponible al menor de los Hazard en el banquillo si necesita un revulsivo con gol en sus botas.

Karol Linetty (Polonia; 23 años, Sampdoria)

Linetty es la imagen de la Polonia que se viene, la que deberá dar un paso al frente cuando los Lewandowski, Glik, Piszczek o Grosicki ya no estén. Desde que el medio polaco llegara hace dos temporadas a la Sampdoria su crecimiento ha sido tremendo, esto ha hecho que para Adam Nawalka sea tan importante en la selección nacional. Linetty es un medio con una gran arrancada en carrera, además posee buena visión de juego y de pase. Técnicamente es de los mejores jugadores polacos, si hace un buen torneo su valor económico aún subirá más y los grandes de Italia llamarán al excéntrico presidente Massimo Ferrero.