Steinhaus ha debutado en la Bundesliga y se ha convertido en la primera árbitra que dirige un partido en la primera división alemana. Si se estuviera hablando del debut de un árbitro, ¿se hubiera destacado su buen arbitraje?


Bibiana Steinhaus, árbitra y policía de profesión, ha hecho historia al ser la primera mujer que pita un partido en la máxima categoría alemana. Pero hasta conseguir tal hito y ser ascendida a la Bundesliga han tenido que pasar diez años. Una espera mayor que la que sufrieron el resto de árbitros de la competición, pues fue en 2007 cuando se convirtió en la primera mujer que dirigía partidos en la segunda división. Durante esta última década, la alemana ha arbitrado encuentros tan importantes como las finales del Mundial Femenino de Japón en 2011, de las Olimpiadas de Londres en 2012 y de la Liga de Campeones femenina que disputaron Olympique de Lyon y Paris Saint-Germain en el Cardiff City Stadium en mayo de este mismo año. Además, ha sido galardonada seis veces como ‘árbitro femenino del año’ por la Federación Alemana de Fútbol (DFB).

PRECEDENTES

La alemana sigue la estela de grandes pioneras del arbitraje femenino como Virgina Tovar, la primera mujer y la única hasta el momento que ha dirigido un encuentro en la máxima categoría mexicana. La árbitra, víctima del sexismo, solo pitó cuatro partidos en los cuatro años que estuvo en primera división. No obstante, las continuas ofensas a nivel directivo y en el campo no empañaron el apoyo que recibió por parte de algunos jugadores como Jared Borgetti. Tovar, al igual que Steinhaus, abrió la puerta y entró en la máxima categoría arbitral en 2004. Sin embargo, tras su adiós en 2008, se cerró de golpe y con llave la del resto de árbitras, pues nunca ha vuelto a debutar una mujer en esta competición. Ojalá la historia no se repita y no suceda lo mismo en el territorio teutón. En España, Judith Romano es la única que puede presumir de ejercer de asistente en la Segunda División nacional desde 2014. En la Segunda B apenas cuentan con tres asistentes y solo a partir de la Tercera, ya se pueden ver a más de cinco árbitras y cerca de 13 asistentes mujeres.

 

El alto nivel de la Eurocopa de Holanda y el debut de Steinhaus demuestran que el fútbol femenino europeo está creciendo

 

Sin embargo, el fútbol femenino europeo está en alza. Lo ha demostrado el alto nivel de las futbolistas en la reciente Eurocopa de Holanda y se nota el progreso con avances como el de la árbitra alemana. Pero situaciones como la broma de Franck Ribéry a Steinhaus, durante el Chemnitzer-Bayern en la Copa de Alemania, en la que el futbolista le desanudaba la bota mientras el juego estaba parado y la árbitra le reprendía con dos leves puñetazos, demuestran que no todos los personajes del fútbol mundial están preparados para tal acontecimiento y que a las árbitras aún les queda camino para hacerse respetar y erigirse como autoridad en el fútbol masculino. Por una parte, el futbolista merecía ver tarjeta. Sin embargo, todo quedó en una burla a la árbitra que se prolongó más de la cuenta, pues tras el partido el jugador declaraba que “había sido muy divertido” y opinaba sobre la buena actuación de Steinhaus antes de ironizar sobre la fortaleza de la alemana, “¿si me hizo daño al golpearme? Tiene fuerza, sí”, respondía Ribéry.

‘Bibi’, como se refieren a ella algunos medios cuando no es ‘la amiga de Pep Guardiola’ o ‘la novia del excolegiado Howard Webb’, ha esperado tres jornadas hasta su debut en la Bundesliga. El encuentro enfrentó al Hertha de Berlín y al Werder Bremen y se saldó con empate a uno. Mientras tanto, en el mundo arbitral masculino, ¿a alguien se le ocurriría llamar Toni a Mateu Lahoz? Volviendo a Steinhaus, la respuesta mediática y del mundo del fútbol se resume con las palmadas en la espalda de medios,  entrenadores y jugadores que califican su debut como “una buena actuación”. Algo insólito si se tratase del primer encuentro en Primera División de un árbitro. La alemana ha dado un gran paso en el arbitraje pero este tipo de respuestas no ayudan a normalizar a la mujer en el deporte rey.

 

¿Por qué la Liga Iberdrola cierra la puerta a los árbitros haciendo una liga exclusiva de mujeres?

 

Una de las novedades de la temporada 17-18 de la Liga Iberdrola es que el estamento arbitral estará formado de manera exclusiva por mujeres. Durante la temporada 16-17, el Comité Técnico de Árbitros ha trabajado en el proyecto para que la liga fuera pitada por un cuerpo de élite de 20 árbitras. La liga femenina ha dado un salto de calidad pero, ¿restringirla solo a mujeres favorece al aumento de la talla del fútbol femenino? Las opiniones de las futbolistas son dispares. Algunas consideran que tanto árbitras como jugadoras salen favorecidas porque ambas partes se encuentran más cómodas. Sin embargo, otras estiman que los partidos deberían arbitrarlos los mejores, independientemente de su sexo, pues no hacerlo de este modo repercutiría de forma negativa en el deporte.

Ahora la pregunta del millón es, ¿por qué el arbitraje tiene que ser exclusivo de hombres o de mujeres? Con el anuncio del hito que estaba a punto de conseguir la árbitra alemana, la secretaria general de la Federación Internacional de Fútbol (FIFA), Fatma Samoura, lanzó un mensaje, “si eres buena, el sexo no cuenta”. Si el debut de Steinhaus ha roto barreras y se ha abierto la puerta que permitirá que otras mujeres puedan llegar lejos en el mundo arbitral, ¿por qué ahora la Liga Iberdrola cierra la puerta a los árbitros haciendo una liga exclusiva de mujeres? ¿Estaremos hablando dentro de un siglo de que un árbitro ha derribado el muro y de que los hombres vuelven a dirigir un encuentro de fútbol femenino? Definitivamente, las personas son los únicos animales que tropiezan dos veces con la misma piedra.